Ley de vida

Ciclo de vida

¿Cómo estáis fresas? Yo estoy muerta de calor aquí en el mediterráneo, es terrible. Cada año se me hace más insoportable. Pero ya me queda poco, el próximo Ciclo de vidapost que escriba ya lo haré desde tierras gallegas, durmiendo con manta y pijama de invierno.

Como de costumbre, mi primera idea era redactar otro tipo de post, pero esta semana han ocurrido una serie de acontecimientos que me obligan a hablaros de algo muy básico y tan natural como la vida. Nacer y morir. Alguna vez he leído la frase: “Aprender a vivir es aprender a morir”. Y es que la muerte es parte de la vida. Pero no penséis que este post va de muertes, sino de todo lo  contrario, de nuevas vidas que están por llegar.

Siempre he sido muy hipocondriaca y he temido la muerte más que a nada, pero el mismo día que me convertí en madre, empecé a comprender la necesidad de la muerte. Y aunque sigo sin aceptarla, lo veo desde otro punto de vista. Entiendo que si unos llegan, otros tendrán que irse, es ley de vida. Cuando miraba a Joaquín en su cunita, tan pequeñito, y tan vivo, me daba cuenta realmente de lo que significaba el ciclo de la vida.

Y pensaréis ¿a qué viene todo esto? Pues es que esta semana me enteraba de dos muertes relativamente cercanas a mí, y el mismo día me enteraba de que había ocurrido un milagro, mi querida amiga Noe, autora del exitoso blog “tictacsemepasaelarroz.blogspot.com.es” se había quedado embarazada, y aunque tenemos que ser prudentes y esperar a que todo salga bien, era una noticia totalmente inesperada para todos. Ella llevaba cinco años intentando ser madre, se sometió a duros tratamientos, y bueno… no tenéis más que leer su blog para entender el grandísimo sufrimiento por el que estaba pasando. Lo más sorprendente, es que su embarazo se produjo de forma totalmente natural, cuando ella tenía serios problemas físicos para poder quedarse embarazada.

Esta mañana estuve con ella y no os podéis imaginar  cómo se ha convertido en una líder entre las mujeres con problemas de fertilidad. Hasta tienen un hashtag “#infertilpandy”.  Fue una de las primeras que se atrevió a hablar de la infertilidad de la forma más natural posible, ya que como ella me comentaba, siempre ha habido algo de tabú en estos temas. Las mujeres con este problema, tienen miedo a reconocerlo, se sienten un poco menos mujeres por no poder engendrar, algo que debería ser fácil para todas ¿verdad? Es cierto que cada vez nos esperamos más para tener nuestro primer hijo. Y como le dijo a ella la directora del IVI, los humanos estamos hechos para vivir cuarenta años, y como vivimos el doble gracias a los avances médicos, la naturaleza se está revelando, es probable que por eso haya cada vez más mujeres que no son capaces de quedarse embarazas.  Pero lo más gracioso de todo, es que estando con ella, le llegan varios mensajes y dos chicas, de la #infertilpandy se habían quedado embarazadas también ¡¡¡Increíble!!! Y maravilloso a la vez. Por eso este post es un canto a vida. Unos se van, es ley de vida, pero otros están por llegar. Y debemos disfrutar de este viaje al máximo porque a veces es más corto de lo que nos gustaría, y no tenemos que esperar a mañana para ser felices. Tenemos que ser felices hoy, amar a los nuestros, y vivir el día a día.

Así que … ¡Felicidades chicas de la #infertilpandy! Dentro de nada os espero en aquí, buscando consejos sobre lactancia, pañales, carritos, etc…

Mil besos veraniegos

Mamá de Fresa (@MamadeFresa)

mamadefresa.blogspot.comser madre